Declaración en Comisaría ¿Qué hacer si me citan en una comisaría?

115

La mayoría de las personas dicen que van y demuestran que son inocentes. Otros que están conscientes de que cometieron un delito, pero como creen que son listos piensan que con los argumentos que coloquen van a conseguir que los declaren como personas inocentes. Ahora te vamos a mostrar cómo actuar ante una declaración en comisaría.

Fíjate en qué tipo de calidad te citan

No todas las citaciones a comisaría son iguales, ya que existen de diferente calidad. Por ejemplo, están las de calidad de testigo, calidad de perjudicado y calidad de imputado o investigado. Si te llegan a citar en calidad de testigo o de perjudicado es una cosa, pero si es en calidad de investigado es muy probable que te pasen a juzgado.

Entonces, todo lo que tú digas, al igual que como sucede en las películas americanas cuando arrestan a alguien, puede ser usado en tu contra. No tienes que abrir la boca ni decir nada, ya que eso no te va a favorecer y mucho menos te va a ayudar. La labor de los policías en este caso es la de recoger información para el juez.

Vas a estar detenido por 2 noches o 3 cuando mucho y luego te van a pasar a disposición judicial, en donde el juez será el encargado de tomar la decisión. Puede que el juez diga que te va a dejar en libertad o que te tienen que meter a prisión. Según las estadísticas, la mayoría de las personas son liberadas.

Tema de interés: Causas de denegación de la entrada a España

Lo que declares no cambia nada y mucho menos te ayuda en nada, más bien te va es a perjudicar.

¿Qué hacer si quiero declarar?

Por más ganas que tengas de hablar y de demostrar que eres inocente, lo más sabio es que te quedes callado. Luego, lo que tienes que hacer es contratar a un abogado para que te defienda que esté especializado en asuntos penales. Esperas a que venga el abogado y no declaras ni dices nada tampoco.

Muchos se preguntan para que tienen que ir con un abogado especializado si pueden ir con cualquier abogado que se haya graduado de manera reciente y les puede salir mucho más barato. Es recomendable ir con una persona experimentada porque, aunque los policías te dan el motivo de la detención, la labor del abogado es pedir información explícita.

También se encarga de los detalles, como, qué fue lo que pasó, cuando pasó, hacer la revisión del expediente, si andabas con otras personas, si esas personas también son investigadas. Algo muy importante es que se encargan de que no se filtre ningún tipo de información hacia la prensa.

Con abogado igual no vas a declarar, pero el abogado se va a asegurar de preparar bien contigo qué fue lo que pasó en realidad. Esto sirve para pasar a la siguiente fase, la cual es muy importante.

¿Qué pasará si me pasan a disposición judicial?

Si te llegan a detener y te llevan al juzgado, el abogado tiene acceso al expediente judicial. Este acceso puede ser distinto, ya que a veces dan 1 de tan solo 100 páginas, lo cual es muy poco. El abogado se encarga de estudiar eso y luego baja hacia el calabozo del juzgado para preparar contigo declaraciones.

Se va a decidir quién declara, cómo declara, cuándo declara, se preparan los testigos, puedes elegir quiénes serán los testigos y puedes hablarle al abogado sobre otros documentos y otras pruebas. Por eso, en la comisaría es importante sacar la primera información, ya que a veces, llaman al abogado a atender caso a las 9pm y la declaración es a las 9am del siguiente día.

En toda una noche entera, el abogado se encargaría de hablar con posibles testigos, con la familia, preparar documentos, buscar pruebas y tener todo listo a las 9am. Un consejo es que, si hiciste algo malo, le des todos los detalles a tu abogado sin preocupaciones, ya que todo se mantendrá en secreto.

Además, los calabozos están hechos de manera en la que no se escucha lo que se habla con el abogado. El abogado te va a decir qué hacer, qué decir, cuándo quedarte callado y tiene que valorar la capacidad intelectual de la persona, ya que muchas personas en estas situaciones no son capaces de declarar de forma correcta.

Existen otros casos en los que el cliente no quiere declarar, entonces si el caso es pequeño, el abogado se puede encargar de hacer todas las declaraciones. También el abogado puede preparar preguntas para que tú las respondas, solo responderás las preguntas de tu abogado.

¿Qué pasa si se trata de un caso grande?

Cuando se trata de un caso grande, es un poco más complicado, ya que los expedientes son mucho más extensos, incluso algunos llegan a ser de hasta 20 tomos. En esos casos, lo que puede hacer el abogado es decirle al cliente que no declare nada sobre el caso y lo que hacen es preguntas sobre posibilidad de fuga y destrucción de pruebas.

Ese es un motivo de detención preventiva. Entonces comienzan las preguntas, si tiene familia, si es extranjero, cuánto tiempo lleva viviendo en España, si tiene familia en su país, si trabaja, cuánto gana, si tiene esposa y si vive en España, si tiene capacidad de vivir en otro país. Con esto se demuestra que la persona no va a destruir las pruebas y que no hay riesgo de fuga.

En 1 hora no se puede analizar todo el caso, pero en la primera vez es primordial que demuestres que no existe este riesgo para que a la persona le concedan libertad provisional. Luego, en cierta cantidad de tiempo, se va a volver a hacer una citación y el abogado sí va a tener que estudiarse todo el caso y conocerlo como la palma de su mano.

El abogado también tiene que prestarles atención a todas las escuchas. En esto tiene que invertir al menos unas 500 horas, logrando comparar lo que dicen con lo que está por escrito. Ha pasado que lo que está por escrito, no es lo mismo que está en los audios y si no se revisa, el cliente puede llegar a ir a la cárcel por algo que en verdad no dijo.

Si es un caso pequeño, se puede lograr que archiven el caso, pero si es grande es casi imposible, ya que tiene importancia el caso.

2 lecciones para las personas a las que citan

Si te citan a declarar a una comisaría, tienes que hacer 2 cosas o tener en cuenta 2 cosas que son muy importantes. La primera es que, aunque te llamen a declarar en la comisaría, nunca debes declarar en la comisaría, ya que pueden usar tus palabras en tu contra. Luego, la segunda cosa es que tienes que contratar a un abogado.

El abogado tiene la autoridad necesaria para conseguir información esencial en la comisaría para planificar tu defensa. Luego, con el expediente judicial se termina de complementar la información para que tu defensa sea preparada de una manera mucho más completa.

¿Tienes alguna duda sobre el tema? Pide tu cita, llama al +34 910 917 182 o si no, contáctanos por nuestro canal de Telegram (https://t.me/tramitex).